ZENTZUZ KONTSUMITU-Consume con Sentido

http://consumoresponsable.info/

1.- Relato de la experiencia

ZENTZUZ KONTSUMITU-CONSUME CON SENTIDO es un proyecto de Educación para el Desarrollo (ED) impulsado por Medicus Mundi Álava, Mugarik Gabe, Fundación Paz y Solidaridad y Setem Hego Haizea, que tiene como objetivo promover el consumo consciente y responsable, el comercio justo y la soberanía alimentaria como opciones prácticas, cercanas y cotidianas para disminuir los impactos económicos, sociales y ambientales de la globalización neoliberal en el entorno local y en los países empobrecidos.

Las organizaciones impulsoras comenzamos a trabajar conjuntamente en el programa de sensibilización Egin bira lurbirari-Otro globo es posible que se inició en 2003 y participaron alrededor de 24 organizaciones. Al finalizar este programa, en el año 2005, surge la idea de seguir reflexionando sobre la globalización neoliberal y su plasmación más manifiesta, el consumo, así como la necesidad de articular un proyecto en red. Es así como surge un consorcio más pequeño integrado por Mugarik Gabe, Setem Hego Haizea y la Fundación Paz y Solidaridad, que pondría en marcha un nuevo proyecto llamado Zentzuz Kontsumitu (ZK). En 2008, en la segunda fase del proyecto, Medicus Mundi Álava se suma al consorcio, de forma que ya somos cuatro las ONGD impulsoras del proyecto.


En la última fase del proyecto, que comienza ahora y de cara a tres años, ZK pretende, trabajando en red y buscando sinergias entre nuestras aliadas y entre otras organizaciones con puntos en común, hacer llegar a la ciudadanía de Vitoria-Gasteiz propuestas que incidan en las políticas y la sociedad a través de alternativas prácticas de un Consumo Consciente Responsable y Transformador:

  • Consumo Consciente y Responsable, ya que las reflexiones y debates, las ideas y los aprendizajes en torno al consumo son compartidos por todos los componentes de la red, desde su posición y el espacio que ocupen en la misma.
  • Y Transformador, porque las reflexiones, debates e ideas, los aprendizajes se van materializando en propuestas concretas, en buenas prácticas (BBPP), extrapolables… ‘haceres’ que para tener la fuerza transformadora necesaria, han de ser compartidos…de ahí uno de los sentidos de trabajar red.

La población objetivo de este proyecto son las consumidoras y consumidores finales, que son quienes eligen los productos y servicios que compran. Sin embargo, consideramos necesario un trabajo previo de reflexión y concienciación de los y las intermediarias, nuestro público objetivo puente, las organizaciones aliadas en este proceso, como son asociaciones de personas consumidoras, asociaciones de personas productoras y entidades formativas, entre otras, a través de quienes tratamos de crear conciencia acerca de la necesidad social y medioambiental de consumir de forma más responsable.

Nuestras aliadas son varias organizaciones de Vitoria-Gasteiz de naturaleza mixta, con capacidad de difundir y trasmitir experiencias, algunas sin antecedentes en el campo de la educación para el desarrollo ni la sensibilización pero con un interés por desarrollar e integrar las temáticas centrales del proyecto que son el consumo consciente y responsable, la soberanía alimentaria, el comercio justo.

Todo ello, visibilizando las alternativas de CCR que estas organizaciones y colectivos-aliadas promueven en sus ámbitos: Los circuitos cortos de consumo a nivel local, las alternativas desde la mujeres y el comercio justo a nivel más global y que promueven y llevan a cabo los grupos con los que trabajamos.

2.- Analizando la experiencia

Proceso: Trabajo en clave de proceso, ¿cómo se ha dado este proceso? ¿Por dónde ha ido-venido? ¿Se ha partido de un diagnóstico previo? Si es así ¿cómo valoráis que ha influido este en el trabajo en clave de proceso? ¿Qué metodología (enfoque pedagógico) habéis manejado?

La propuesta metodológica parte de los pilares de la educación popular. Nuestra práctica se basa en una serie de claves que pretenden contribuir a lograr los objetivos pedagógicos, tanto los cognitivos, como los afectivos y los comportamentales.

Participación: Entendemos por participación el hecho de que las organizaciones aliadas participan como sujetos activos (no pasivos) en las actividades, desde su diseño, gestión, ejecución y evaluación. La participación activa genera dinámicas de confianza y empoderamiento.

Progresividad: Lograr un objetivo comportamental, en este caso, implicar a las organizaciones en la ardua tarea de concienciar a sus áreas de influencia sobre el consumo responsable y la necesidad de que ajusten algunos hábitos de consumo, conlleva unos pasos previos. Esto es, que los objetivos deben ser progresivos, logrando en primer lugar un nivel de conocimiento alto (cognitivo), para después adoptar una postura crítica, reflexionar e interiorizar los aspectos que encierran el consumo responsable (afectiva: inclusión de valores), y finalmente tomar parte activa, implicarse y cambiar hábitos de consumo (comportamental).

Referencia educativa: Aunque la propuesta plantea una dinámica de aprendizaje compartida, donde las ONGD aprenden entre sí, pero también entre éstas y los agentes intermediarios, y con otros agentes es necesario tener referencias que te sitúen y orienten a lo largo del proceso educativo. En este sentido, las organizaciones (de dentro o fuera del consorcio) que hayan ahondado y desarrollado contenidos precisos sobre el consumo responsable serán una referencia que guíe todo el trabajo. Los intermediarios también son una referencia significativa ante sus áreas de influencia.

Flexibilidad: Tenemos que adaptarnos a las necesidades del grupo en el momento en que se ejecuta el proyecto. Debemos ser capaces de realizar cambios en el formato pero manteniendo los objetivos y el cumplimiento de resultados.

Acompañamiento del proceso: Solo mediante esta visión lograremos generar la capacidad necesaria en los actores de forma que tenga efectos permanentes en el tiempo. Dicho proceso se basa de partir de las necesidades e intereses de los colectivos, determinando los intereses comunes al campo de la cooperación al desarrollo, para desde ahí, respetando los ritmos y prioridades que determinan el que hacer de los colectivos, avanzar en mayor conocimiento, comprensión y compromisos.

Relaciones: Un eje principal del proyecto ha sido y seguirá siendo el cuidado de las relaciones, promoviendo la apertura, intercambio, entendimiento de los intereses de cada grupo y respeto. Esto genera confianza creciente que permite abrirse a un pensamiento sistémico, donde todo –problemas globales y locales- está interrelacionado, contribuyendo a la motivación por pequeños cambios necesarios para que puedan darse cambios más generales.

– Perspectiva de género: Este enfoque debe estar presente en todas y cada una de las partes del proyecto. El análisis de género debe realizarse en todas las actividades de formación, sensibilización, en las herramientas construidas, en los contenidos abordados, en los materiales, las imágenes, etc.

– Trabajo en red: Que si bien se ha venido trabajando en las anteriores fases, ahora se hace imprescindible de cara al planteamiento de los próximos tres años de proyecto.

Financiación: ¿Cómo se ha financiado la experiencia?

El proyecto está financiado por el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz.

Con el fin de mejorar la calidad de las acciones educativas llevadas a cabo, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz aprobó en 2005 una convocatoria para la identificación y formulación de proyectos plurianuales conjuntos de ED y una posterior convocatoria para la cofinanciación de proyectos plurianuales conjuntos de ED, entendidos como proyectos educativos rigurosamente identificados y formulados, que deben tener un carácter continuado con los mismos grupos objetivo y deben desarrollarse a lo largo de dos o tres cursos académicos. Por otra parte, con objeto de intentar conseguir un mayor impacto entre la población y mayor eficacia en los resultados, los proyectos deben ser presentados conjuntamente por varias organizaciones. Con ello se trata de evitar duplicidades y una excesiva atomización de las acciones.

Considerando positiva esta primera experiencia, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz propuso en 2008 la realización de una segunda edición para los cursos 2008-2011, y una tercera edición en 2011 para los cursos 2011-2014.

Local-global: ¿Cómo se ha dado la vinculación local-global? ¿Ha tenido repercusión en nuestras acciones?

ZENTZUZ KONTSUMITU se fundamenta en un pilar global y otro local. Desde el proyecto se promueve el consumo consciente y responsable, el comercio justo y la soberanía alimentaria como opciones prácticas, cercanas y cotidianas y llevadas a cabo principalmente por nuestras aliadas de primer nivel de la red, para disminuir los impactos económicos, sociales y medioambientales de la globalización neoliberal. Si pretendemos que las personas que consumen conozcan, se identifiquen y realicen cambios, necesitamos vincular ambos pilares, mostrando además de discurso, alternativas reales que se están impulsándose allí y aquí. Nuestro discurso se fundamenta en el escenario global pero se aterriza en el escenario local. Las metodologías y las dinámicas parten de la propia realidad y de las experiencias directas con el consumo responsable, el comercio justo y la soberanía alimentaria.

Esta dimensión de ‘lo local y lo global’ es intrínseca en el proyecto y sumamente relevante: ZK no pretende otra cosa que aportar al cambio global desde la transformación de lo más cercano, de lo local. La red que ahora construimos en la nueva fase, nos permite precisamente reforzar esas transformaciones más locales pero a la vez relacionarlas, en términos de discurso, con su repercusión en lo global. La red de esa manera se expande y está interconectada tanto con lo local como con lo más global.

Diversidad/interculturalidad: ¿Cómo se ha trabajado la interculturalidad y/o la diversidad? ¿Ha tenido repercusión en el trabajo que hacemos? ¿Ha transformado nuestra metodología, nuestro sentimiento de grupo, nuestro actuar con el grupo?

A lo largo de estos seis años, hemos debatido sobre cómo incorporar la transversal intercultural en el proyecto. Sentimos que nos falta un diagnóstico previo. Si bien no tenemos como objetivo trabajar la interculturalidad de manera específica, no descartamos programar en el futuro algún espacio de reflexión que nos aporte nuevas claves.

Coordinación: Dificultades/facilidades para el trabajo conjunto: ritmos, tiempos, enfoques, vocabulario. ¿Se han generado espacios de encuentro para socializar vuestra práctica e intercambiar aprendizajes?

Entendemos que es necesario establecer procesos de ED, con una participación estable, continuada y que satisfaga los aspectos cognitivos, afectivos y comportamentales. La intensidad de trabajo no es la misma con todas ellas. El plan de trabajo varía en función de varios factores, en primer lugar, de su interés, disponibilidad y compromiso para participar en proyecto en clave de proceso de educación y sensibilización, y en segundo lugar, de la importancia del agente en cuanto a la trascendencia/carácter estratégico y capacidad multiplicadora.

Es por ello que ZENTZUZ KONTSUMITU es un proyecto vivo y sensible a la coyuntura. Debemos asumir cierta flexibilidad en actividades dado que éstas surgen de la interacción con las organizaciones aliadas. El proceso no es definitivo ni formal, todo lo contrario, se trata de que sea innovador y creativo. La formación no está cerrada, se construye mediante la reflexión el diálogo y el análisis.

Propuestas transformadoras: Enfoque para la acción/transformación ¿en qué se concreta? ¿Dónde? ¿Qué acciones ha provocado? ¿Cambios en las actitudes, valores, formas de relación? ¿Habéis tenido en cuenta la facilitación de canales y formas de participación de la gente con la que estáis trabajando o acompañando? ¿De qué forma han participado? ¿se ha cuestionado las formas de participación de hombres y mujeres en el espacio público y privado, y se ha promovido formas de participación más igualitarias?

ZENTZUZ KONTSUMITU ha sido un proyecto ejecutado durante seis años. Han sido dos ediciones de tres años cada una, ejecutadas tras sendas identificaciones. Durante esos seis años desde el proyecto se ha ido difundiendo el trabajo en el Consumo Consciente y Responsable (CCR) y ha ido aumentando el volumen del propio proyecto: en amplitud y número de agentes, en heterogeneidad y número de acciones que desarrollamos, en demandas por parte de otros colectivos externos, en diferentes niveles de implicación y fuerza de las aliadas con las que trabajamos, en otras iniciativas que surgen y a las que nos vamos sumando…

Esto visibiliza, por un lado, el éxito del proyecto: los lazos creados con las aliadas y colectivos, el que el proyecto se haya convertido en un referente del CCR de cara a otros colectivos y agentes, el avance en seis años en torno a reflexiones internas que han dado profundidad al marco teórico, los cambios a lo interno de las propias organizaciones que se han nutrido de los debates… Pero también supone que se haga explícito un posible problema: una sobredimensión de estos agentes-aliadas, una saturación de trabajo y la incapacidad de poder dar salida a todas las demandas de la forma adecuada.

Tras la identificación de la tercera fase nos hemos esforzado en ordenar y organizar los agentes-aliadas con los que ya hemos trabajado y otros nuevos, dando lugar a una red.

La red es un conjunto estructurado de personas y medios con un mismo fin y como Red Social desempeña un papel crítico en la determinación de la agenda política y el grado en el cual los individuos o las organizaciones que la conforman alcanzan sus objetivos o reciben influencias. La creación, fortalecimiento y el trabajo en red busca, por tanto, crear un espacio y contexto social que permita sembrar las semillas de un CCR en su entorno, es decir, el trabajo en la red permite llegar a un colectivo final más amplio que el de los propios agentes-aliadas. Un colectivo final, que desde distintos espacios y subredes será finalmente la ciudadanía de Vitoria-Gasteiz.

Para poder dimensionar mejor el trabajo en esta red y la dedicación del ZKIII a lo largo de estos tres años, hemos ubicado y organizado a los agentes-aliadas en tres niveles de participación distintos, además del propio consorcio que va constituirse como núcleo de esa red. Esos niveles y la ubicación de los agentes-aliadas en ellos se basan en los términos relacionales del ZK con cada uno de ellos; del objetivo pedagógico principal que se trabajará prioritariamente en cada uno de los niveles; de las estrategias que con cada nivel se quieren llevar a cabo y del alcance final que se quiere conseguir con cada uno de ellos, de manera que esa red se fortalezca y sirva como contexto desde el cual potenciar el CCR en la sociedad vitoriana.

De ese modo y de manera resumida:

  • El primer nivel hace referencia a los agentes con los que se va a trabajar de forma más directa y con un acompañamiento más dirigido y en base a una estrategia de empoderamiento. Son un menor número de colectivos que requieren una atención mayor, más cercanos al núcleo
  • El segundo nivel, con los agentes y colectivos con mayor fuerza reproductora del mensaje y sobre los que se trabajaría la estrategia de difusión del mensaje.
  • El tercer nivel, con un mayor número de aliadas, es el menos definido y ese será uno de los primeros pasos a dar de cara al primer año del proyecto: definir y priorizar bien las iniciativas en red que queramos reforzar y apoyar. Se daría con ellos un trabajo en términos más prácticos. Tenemos que tender a ampliar este tercer nivel durante estos tres años, para que las prácticas y los agentes-aliadas de los otros dos niveles, puedan tener una posición fuerte dentro de la red general.

Además, la temática central durante los años anteriores del ZK ha sido el CONSUMO CONSCIENTE Y RESPONSABLE (CCR). En este tercer proyecto incluimos el  concepto de ‘TRANFORMADOR’. El CCRyT nos servirá como meta final y a su vez como punto de partida a partir del cual se amplían ideas, argumentos, discursos, temáticas … Sería la gran ‘madeja de hilos’ que se utiliza para dar forma a la red y extenderla, crearla, transformarla… El CCRyT sería el eje central alrededor del cual vamos a ir dando forma a esa red.

El hecho de incluir el término Transformador, nos lleva a querer darle un impulso en el proyecto a los ‘haceres’, las prácticas alternativas de CCR, en base a las cuales se centrará nuestro trabajo. Estas prácticas serán los tres ejes estructurales, que darán estabilidad y coherencia a la red que vamos a ir construyendo y que serán tres:

–    El COMERCIO JUSTO (CJ): la alternativa práctica desde una perspectiva global. Hace referencia a las relaciones de comercialización, a las prácticas de consumo en un ámbito internacional.

–    Los CIRCUITOS CORTOS DE CONSUMO (CCC): Los CCC es la alternativa práctica desde lo más cercano. ‘Haceres’ que permiten construir relaciones entre personas consumidoras y productoras directas y en el ámbito local y que lo centraremos principalmente el los grupos de cestas.

–    Las ALTERNATIVAS DESDE LAS MUJERES (AdM): Estas prácticas hacen referencia a los ‘saberes’, a aquellas alternativas prácticas que de siempre han llevado a cabo mujeres de todos los lugares y tiempos. Prácticas vividas más desde lo personal, desde el punto de vista del posicionamiento como personas ante alternativas que nos ofrecen esas sabidurías en el día a día.

 

Potencialidades: ¿La experiencia ha dado o está dando posibilidades de participar más allá de la misma? ¿Ha generado nuevos vínculos y acciones?

A lo largo de los años ZENTZUZ KONTSUMITU se está consolidando como una referencia educativa de CCR. Si bien esto nos parece interesante, en ocasiones, nos vemos abrumadas por la cantidad de actividades extraordinarias que iban surgiendo y no sabíamos decir que no. El proyecto es muy ambicioso y tiende a “crecer”, de forma que en ocasiones las actividades son difíciles de asumir con la capacidad que tenemos.

En lo que se refiere a contexto más local, somos conscientes de que no hay demasiados antecedentes de un esfuerzo orientado a dotar a las organizaciones y a la ciudadanía por extensión, de herramientas prácticas y cercanas como ésta. Proponemos apostar por un cambio de hábitos en el consumo basado en el replanteamiento de necesidades y alternativas concretas. Pretendemos dar referentes para que las personas consumidoras hagan su ejercicio de crítica y sean partes activas de la construcción de esta nueva cultura de CCR que nos permitirá vivir mejorando la calidad de vida de todas las personas, tanto en el norte como en el sur y se traducirá en un esfuerzo para cuidar y respetar el medio ambiente.

Continúa el interés por parte de los agentes con los que se inició el proceso y se percibe también que cada vez son más los grupos que tienen una visión de consumo responsable y plantean alternativas locales.

Conflictividad: ¿Ha habido momentos críticos en la experiencia? ¿Cuáles eran los debates? ¿Cómo los gestionáis?

A lo largo de los seis años no podemos decir que haya habido momentos críticos que hayan puesto en riesgo el proyecto. No obstante es lógico pensar que en la medida que hay grupos de personas impulsándolo, en ocasiones haya habido diferencias puntuales a la hora de tomar algunas decisiones, si bien las ONGD del consorcio hemos sido capaces de construir un discurso ideológico compartido.

Coherencia: En qué cinco cosas ha sido coherente tu propuesta.

Temática: Ajustándonos a los cambios de contexto es necesario y pertinente continuar trabajando en la misma línea. Las reflexiones y debates son compartidos por todos los agentes y es importante que desde su posición y espacio sigan multiplicando, subrayando el carácter transformador de la propuesta, de forma que las ideas y los aprendizajes se vayan materializando en propuestas concretas y en buenas prácticas.

Trabajo en red: ZENTZUZ KONTSUMITU es un proyecto que busca sinergias entre nuestras aliadas y entre otras organizaciones con puntos en común, trata de hacer llegar a la ciudadanía de Vitoria-Gasteiz propuestas que incidan en las políticas y la sociedad a través de alternativas prácticas de un Consumo Consciente Responsable. Por tanto, se hace imprescindible pensar en el concepto de red. El proyecto no pretende otra cosa que aportar al cambio global desde la transformación de lo más cercano, de lo local. La red de agentes nos permite precisamente reforzar esas transformaciones más locales pero a la vez relacionarlas, en términos de discurso, con su repercusión en lo global.

Alianzas: Asumimos también que el resto de organizaciones y colectivos que participan de una u otra forma en el proyecto no son simplemente el público al que dirigimos nuestras actividades. Éstas son nuestras aliadas, de forma que el trabajo en red no se limita a las cuatro ONGDs que ejecutamos el proyecto. Todas ellas forman la “tela de araña” ZENTZUZ KONTSUMITU.

Discurso-práctica: En este camino nosotras también hemos ido aprendiendo y experimentan­do cambios a lo interno de nuestras organizaciones. Es lógico pensar que si denunciamos el actual sistema económico y el consumo desmedido que lo mueve y difundimos opciones para que la ciudadanía consuma de otra manera, nosotras también debemos ser coherentes en nuestras acciones.

Propuesta educativa que incorpora la perspectiva de género: Tal y como la entendemos es una propuesta política que exige un compromiso a favor de la construcción de relaciones de género equitativas y justas, y se basa en el análisis de la realidad teniendo en cuenta en todo momento las diferencias entre condiciones, situaciones y necesidades respectivas de las mujeres y de los hombres.

Género: ¿Se han puesto los medios para no reproducir estereotipos, ni fortalecer roles de género? ¿Se ha visibilizado las situaciones de desigualdad, y se ha dado a conocer sus causas y consecuencias? ¿Se ha promovido el uso del lenguaje e imágenes no sexistas?

Situándonos en un concepto de ED de 5º generación, un concepto para la ciudadanía global que incorpora la Perspectiva de Género (PdG), a nivel teórico, supone integrar la propuesta en los discursos que hacemos, las investigaciones, los materiales y los mensajes que transmitimos; y a nivel práctico, integrar por medio de nuevas herramientas y prácticas, de forma transversal y con acciones específicas, la concientización y la acción dirigida hacia unas relaciones más equitativas entre las mujeres y los hombres de todo el mundo. Crear conciencia crítica para poder actuar y transformar el actual modelo de desarrollo pasa necesariamente por poner en crisis las relaciones de poder que se establecen entre hombres y mujeres.

En este sentido, desde el inicio del proyecto, cuando comenzamos a construir un marco teórico sobre el consumo responsable desde la realidad de nuestra ciudad, fue una cuestión que tuvimos presente. Somos conscientes de que a través del lenguaje, las imágenes, los contenidos y las metodologías que utilizamos, proyectamos modelos en nuestras actividades de sensibilización y ED. Integrar la PdG no puede limitarse a una coletillas en el lenguaje, un apartado de un formulario o una actividad que hay que inventar ”para las mujeres”. Continuando con el proceso, en la segunda fase del proyecto quisimos continuar avanzando pues sentíamos la necesidad de dedicar tiempo a hacernos nuevas preguntas, a indagar y a pensar.

En la elaboración de materiales didácticos, fundamentalmente, hemos prestado atención al lenguaje y las imágenes, intentando romper con os estereotipos sexistas. Para la formación, requeríamos algo más, puesto que en el proceso de educación intervienen otras cuestiones más difíciles de controlar pues entran en juego conocimientos, inercias y hábitos. Por ello, nos “inventamos” una actividad específica que nos “obligara” a pararnos a reflexionar. Decidimos dedicar varios momentos específicos de debate interno abordando el consumo responsable desde una PdG, la soberanía alimentaria desde una PdG y el comercio justo desde una PdG. Sin duda, esto ha fortalecido enormemente nuestra práctica. Entendemos que esto nos está permitiendo construir un marco teórico desde el que planificar las sesiones de formación, de forma que los contenidos no invisibilicen a las mujeres. En esta última parte, se propone una lectura no sesgada de la realidad, si hablamos de consecuencias sociales y medio ambientales, desarrollar las específicas que sufren las mujeres visibilizando las desigualdades de género. Incluimos para ello, en el primer nivel de la red a grupos concretos de mujeres, inicialmente de sindicatos, que permite no sólo no invisibilizarlas, sino potenciar sus propias alternativas de consumo responsable, basadas en los ‘saberes’ de las mujeres y que no reproduzcan el sistema y modelo imperante.

Evaluación: Evaluación/sistematización ¿estaba previsto? ¿Cómo se ha hecho? ¿Os e va a hacer? ¿Qué contenidos? ¿Nuevos formatos?

La evaluación es otro de los elementos a utilizar para la retroalimentación de los actores y el proyecto, es otra manera de enriquecer las actividades y mejorar los procesos, siguiendo el plan de seguimiento y evaluación del proyecto que elaboramos en inicio, basado en la revisión de calidad y cumplimiento de las actividades. El seguimiento del proyecto se lleva a cabo a través de reuniones quincenales de coordinación, en las que participan las cuatro ONGD miembros del consorcio, y semanales para la ejecución de actividades específicas. Se han construido una serie de herramientas de evaluación, que pretenden ayudar a recabar la información y que nos permitan ir mejorando las actividades y acción del proyecto de una manera unificada y coherente. La participación de los agentes intermediarios en el seguimiento y evaluación de las actividades en las que participan es un factor fundamental para garantizar el éxito de las acciones futuras que se lleven a cabo.

Anuncios

Publicado el septiembre 16, 2011 en Prácticas Transformadoras y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: